Una iglesia evangélica arrasada por fuerte temporal en Bahía Blanca

0
2

Un catastrófico temporal el pasado fin de semana en la localidad de Bahía Blanca, al sureste de Buenos Aires, causó daños incalculables, provocó pérdidas materiales y dejó al menos 13 muertos.

“Bahía Blanca, fue azotada por un viento muy pero muy fuerte, que realmente yo con 70 años, jamás había visto en mi vida, los destrozos de árboles, de algunos techos, de algunas casas fue brutal, incluso, uno de los clubes de nuestra ciudad disfrutaba un concurso de patinaje, y allí tenemos que lamentar la perdida de alguna vida de niños y de padres de algunos niños”, comentó el pastor Martín Suárez en declaraciones a Mundo Cristiano.

El viento, en cuestión de minutos, destruyó por completo el Ministerio Edén, pero gracias a Dios en el momento en que ocurrió el lamentable hecho, el edificio se encontraba vacío. “20 minutos antes de que todo ocurriera, se habían marchado 20 personas. Teníamos una actividad programada, pero finalmente y gracias a Dios se suspendió”, afirmó el pastor.

“Fue un golpe emocional devastador ver el sacrifico de 30 años de trabajo, ver todas las cosas que implica el esfuerzo para levantar algo así, y ver como todo quedó en el piso. Los vientos levantaron el edificio como si fuese una caja de zapatos. La verdad es desolador”, expresó el pastor.

El pastor lamenta profundamente un esfuerzo de tantos años, pero confía en Dios, y en la ayuda de personas que Dios está tocando, y que están buscando la manera de colaborar con la construcción de la iglesia. Si usted desea ser parte de esta ayuda, puede visitar el Facebook del Ministerio Edén y contactar algún miembro de la iglesia.

Este temporal había sido advertido el viernes 16 de diciembre, aunque nadie pudo prever la magnitud que tendría.

Oramos por quienes están sufriendo el dolor por la partida de sus seres queridos.

Dejanos tu comentario